Tag Archive: festival de mar del plata


Entrevista a Hermes Paralluelo

hermes-paralluelo

La nueva película de Hermes Paralluelo, No todo es Vigilia, será parte de la Competencia Internacional del Festival de Mar del Plata. Su elogiado trabajo anterior, Yatasto, compitió en el BAFICI 2011, y en esa oportunidad tuve la oportunidad  de entrevistarlo (en lo que fue mi debut como periodista cubriendo festivales). La nota fue originalmente publicada en Espacio Cine, al momento del estreno comercial de la película. Y es reproducida ahora en este blog.

Hermes Paralluelo nació en Barcelona (España) en 1981. Se licenció como director de fotografía en el Centro de Estudios Cinematográficos de Cataluña. Luego de mudarse a Argentina, en 2006, coordinó un taller de cine documental en Tilcara. Yatasto (2011), su ópera prima, nos lleva a un barrio de la periferia de la ciudad de Córdoba, donde tres chicos son aprendices de ese oficio que se conoce como carrero. Los viajes en carro son la columna vertebral de esta película que ganó tres premios en la última edición del BAFICI, incluyendo el correspondiente a la mejor película argentina de la competencia internacional. Esta semana se estrenó en el cine Gaumont, de Buenos Aires.

yatasto-scaled500
Yatasto es una película con un centro muy definido. Contame cómo fue el proceso de desarrollo y si llevó mucho tiempo.
– El proceso, desde el principio hasta el final, ha sido de tres años. El inicio fue en el mismo momento en que llegué a Córdoba. Vi que había muchos carros en la ciudad y me llamaba bastante la atención cómo funcionaban, sobre todo cómo se relacionaba la gente de los carros que circulaban por el centro con el resto de la gente. Veía que había una distancia muy fuerte a nivel comunicativo. Prácticamente era gente que venía como de otro universo, desconocido para mí, con el que no había, en principio, vinculación posible. Y eran familias, era sobre todo una cuestión familiar, padres con hijos… Con eso ya me dieron ganas de hacer algo y surgió la idea de un encuadre. Pensé qué pasaría si ponía la cámara arriba del carro, retratando frontalmente a las personas que van arriba, cómo se vería el mundo desde ahí.
– ¿Cómo conociste a los protagonistas?
– A partir de este proceso que te contaba pensé cómo llegar a un barrio en donde la gente viviera de esto. Llegué a una cooperativa de cartoneros y la gente que la llevaba adelante era más o menos toda de una misma familia (la familia que sale en la película). Yatasto existe porque ellos existen. Creo que está compuesta por almas, de alguna manera el alma de la película está compuesta por las almas de esta familia.
– Si bien es algo real también tenía que ser verosímil. Es muy difícil lograrlo con actores y me imagino que debe haber sido más difícil aún con no-actores. ¿Hasta qué punto seguiste pautas y cuánto hubo de improvisado?
– Yo no tenía idea de para dónde iba a ir la película. La verdad, nos movíamos en aguas así como pantanosas(risas)… No había algo así como un lugar sólido por donde pisar y un horizonte claro hacia dónde ir. Nos impulsaba, al principio, la fascinación por retratar a estos seres humanos. Y a los tres meses comenzaron a pasar cosas. Revisando uno de los planos que habíamos filmado me empecé a dar cuenta qué es lo que yo estaba haciendo ahí, para dónde iba lo que estábamos haciendo. Tenía que ver con el carro y con la ausencia de paternidad. Cómo los chicos en el carro encontraban esa paternidad en diferentes personas con las que se iban relacionando. Cada uno de ellos era circunstancialmente su padre pero, a su vez, ninguno lo era. A partir de ese punto de inflexión, a los tres meses de rodaje, fuimos abandonando el deambular del principio, aunque tampoco armamos la película con una estructura tan definida. Nunca me planteé qué cosas de guión tenían que ir pasando. Cuando llegué al montaje y vi que tenía todas esas imágenes todavía me preguntaba si tenía una película, de verdad no lo sabía.

bafici 2011
– Imagino que en algunas secuencias, sobre todo en interiores, tenían que pasar ciertas cosas que hicieran avanzar la trama.
– El trabajo consistía, más que nada, en poner en común ciertas cosas que había visto y oído, vincularlas con las personas y tener fe en que se produzca algo. A veces lo encontrábamos a través de la repetición.
– La película logra un equilibrio que la vuelve simple a primera vista, pero por su temática eran muchas las trampas en las que se podría haber caído, desde golpes bajos hasta denuncias muy explícitas. Es difícil mantener ese equilibrio y lograr que ese mundo que se retrata sirva, finalmente, a un historia con contenido cinematográfico.
– Quería retratar este mundo invisibilizado, esta enorme tarea diaria de reciclado (que representa más o menos el 10% de toda la recolección de residuos de la ciudad) en un ángulo que podría restituir el valor que tienen ellos en la sociedad. Un valor silencioso. Pensaba que, quizás, ese punto de vista, esa mirada desde el carro podría ordenar ese desajuste social, volviendo visible ese mundo.


Por Fernando Herrera

Más información sobre la película en IMDB

Publicado en Espacio Cine en Febrero 2012

Anuncios

Festival de Mar del Plata

mardel14Se dio a conocer la programación completa del Festival de Mar del Plata, que se iniciará el 22 de Noviembre, con la habitual cobertura de este medio, y promete una gran edición en su 60 aniversario.

La Competencia Internacional incluye a tres grandes directores argentinos (Alonso, Acuña y Campusano), lo nuevo de Pedro Costa, Mathieu Amalric, Hermes Paralluelo y Peter Strickland (que ya ganó el BAFICI 2013 con Berberian Sound Studio). Esta es la lista completa:

Jauja (Argentina-Dinamarca-Francia-México, 108’), de Lisandro Alonso.
El Perro Molina (Argentina, 88’), de José Celestino Campusano
La vida de alguien (Argentina, 92’), de Ezequiel Acuña
Ventos de agosto (Brasil, 77’), de Gabriel Mascaro
Alive (Corea del Sur, 175’), de Jungbum Park
No todo es vigilia (España-Colombia, 98’), de Hermes Paralluelo
El cuarto azul / La Chambre bleue (Francia, 76’), de Mathieu Amalric
Melbourne (Irán, 91’), de Nima Javidi
Le meraviglie (Italia, 111’), de Alice Rohrwacher
The Duke of Burgundy / El duque de Borgoña (Reino Unido, 101’), de Peter Strickland
Come to My Voice (Turquía-Francia-Alemania, 101’), de Hüseyin Karabey
Cavalo dinheiro (Portugal-Francia, 104‘), de Pedro Costa

También habrá que prestarle mucho atención a las novedades que traiga la sección Autores, en donde podrán conocerse los últimos trabajos de Abel Ferrara (su película Pasolini abrirá el festival), Alejandro González Iñarritu, Jean-Marc Valleé, Hong Sang-Soo, Johnnie To, Xavier Dolan y Bruno Dumont, entre otros.

Claire Denis, que estará presente, será homenajeada con un Foco que repasará su filmografía. En las secciones paralelas también habrá mucho por ver, con grandes clásicos del cine argentino y dos retrospectivas altamente recomendables, la dedicada al notable cineasta ruso Aleksei German, y el homenaje a la distribuidora Artkino, Cosmos 70, que recupera joyas del cine soviético y de europa del este.

Este es el link para descargar la programación.

Spot del Festival

algunas-chicas-palavecino

Me han estremecido un montón de mujeres

Si bien el epicentro del festival sigue siendo el Village Recoleta, el BAFICI se expande y abarca toda la ciudad con salas en Caballito, Belgrano, La Boca, el Parque Centenario, el Malba, las funciones especiales del Planetario y la clásica sala Lugones del Centro Cultural San Martín. En todos esos lugares es palpable el buen momento del cine argentino en general y, como ya fue mencionado en notas previas, del cordobés en particular, con cinco películas en competencia y diez en total en todas las secciones entre cortos y largos.

“Ciencias naturales”, de Matías Luchessi, y “El último verano” de Leandro Naranjo, completan el panorama de un cine mediterráneo cada vez más fuerte. También está programada en la sección panorama del festival la exhibición de “La laguna”, que formó parte de la competencia del Festival de mar del Plata de Noviembre pasado.

Las últimas funciones de prensa tuvieron a Edgardo Cozarinsky como protagonista por partida doble. El ya mítico cineasta y escritor presentó en la Competencia Argentina “Carta a un padre”, una atractiva reflexión sobre el pasado, propia de un autor inquieto que hace cine independiente desde mucho tiempo antes de que exista este festival.

Y dentro de la Competencia Internacional pudo verse “Algunas chicas”, que tiene al propio Cozarinsky como actor secundario. La película tuvo su premiere mundial en el Festival de Venecia y en principio sorprende por su género. Se trata de un inusual thriller psicológico, aunque en el propio BAFICI se pueda mencionar como antecedente a la ganadora del año anterior, Berberian Sound Studio (actualmente en cartel en Rosario). La película de Santiago Palavecino se vale de su extraordinaria fotografía de Fernando Lockett y aún con ciertos desniveles apuesta fuerte a seguir el modelo pesadillesco del cine de David Lynch, nada menos.

La contratara de esa ambigüedad estuvo dada por un documental testimonial de título atractivo y registro directo. “Mujeres con Pelotas” se mete con la práctica de fútbol femenino en argentina y de todos los prejuicios que genera.

Las mujeres también están presentes detrás de la cámara, en la Competencia Internacional participan los trabajos de seis directoras.

Con una buena cantidad de películas ya exhibidas, no hay hasta el momento una que se destaque claramente sobre el resto y asome como candidata a algún premio. Habrá que esperar por lo menos hasta las funciones del viernes para saber cual puede ser la elegida dentro de un nivel muy parejo.

Por Fernando Herrera

megkeranepcd25

Cuando la sangre llega al río

Un musical político, por improbable que parezca. Un musical político en el que la que baila es la cámara.

Una revuelta de campesinos húngaros de fines del siglo XIX, y su correspondiente represión, son el sustento de esta obra maestra de la puesta en escena. Puesta en escena que duplica el juego de simulacros con los que se urde el poder, con amos que juegan a esclavos, y amagan a dar cierta rienda a la recepción de reclamos para reubicarse y encontrar la mejor forma de vigilar y castigar.

Pero las contraconductas persisten.

Solo 26 tomas le alcanzan al genial cineasta húngaro Miklós Jancsó para desplegar toda su sabiduría narrativa. Una sucesión de magistrales planos secuencia donde el foco está puesto en el grupo y no en los individuos. Si bien la historia de su país y la lucha contra la opresión componen el nudo de la obra de este director, nunca antes se había expresado de esta forma. Su influencia en todo el cine posterior es notable, empezando por Bela Tarr y siguiendo hacia confines insospechados.

Basta con citar dos momentos sublimes. La tensión de un plano tan general y distante (que solo puede apreciarse realmente en pantalla grande) en donde se puede ver a los campesinos celebrar rodeados por un ejército que puede estar a punto de atacar o punto de unirse a la fiesta. Y la inmediata, poética y atroz consecuencia de ese choque de fuerzas en un río cercano.

tumblr_m16kizEPYq1ql8n5ho1_500

En último Festival de Mar del Plata pudo verse una extraordinaria retrospectiva de Jancsó. Fue uno de los puntos altos de un evento en donde las retrospectivas brillaron. Este vienes 13 se exhibirá en Rosario Salmo Rojo, una cita ideal para empezar a conocer su obra.

Por Fernando Herrera

Más información sobre la película en IMDB

club

A pleno sol

Con una buena parte de las películas en Competencia ya exhibidas, El Festival entra en zona de definiciones y cada uno de los asistentes tiene su apuesta sobre lo que se puede llegar a premiar. No habían aparecido aún las grandes candidatas, dentro un nivel parejo, bueno pero no excepcional, en la mayoría de los títulos exhibidos. Pero eso cambió con el estreno de dos de las mejores propuestas vistas hasta el momento.

Día brillante, de Hossein Shahabi recupera toda la tensión de otra gran película iraní, La separación, para retratar a una maestra que recorre Teherán en busca de gente que testifique a favor del padre de una alumna que será juzgado ese mismo día. Una carrera contrarreloj realizada con mínimos elementos pero con absoluto rigor que  logra sostener el interés en todo momento. El cine iraní también es noticia por un acto que se realizará hoy a la tarde para pedir la liberación Jafar Panahi. El director de “Offside” sigue padeciendo un arresto domiciliario desde hace casi tres ya, situación que pudo darse a conocer gracias al film “Esto no es una película”, presentado hace dos años en este mismo Festival.

Debe ser una de las primeras veces que se pueden escuchar carcajadas y tantas señales de aprobación en una función de prensa. Eso sucedió con la proyección de Club Sandwich, la tercer película dirigida por Fernando Eimbcke, recordado por “Temporada de patos” (2004). Su película encuentra el tono justo para mostrar con humor y criterio a una madre muy apegada a su hijo adolescente y cuanto le cuesta dejarlo crecer. Podría haber sido un drama sórdido o una comedia tonta pero no es nada de eso.

Más allá de la Competencia las retrospectivas de este año han generado muchísimo interés. Es un verdadero placer cinéfilo encontrarse con versiones restauradas de películas mudas de Hitchcock presentadas con música en vivo de Fernando Kabusacki (como sucedió el año pasado con la recordada exhibición de Metrópolis en Rosario). Lo mismo ocurre con las proyecciones en fílmico de las películas del genial director húngaro Miklos Jancsó. Pero hay mucho más, la oferta es enorme e incluye entre muchos otros a films de Buñuel y Rosellini y a los invitados John Landis, Pierre Etaix y Bong Joong Ho, quienes están presentes en cada función para dialogar con el público.

Por Fernando Herrera

Apuntes del BAFICI – Nota 6

15 BAFICI - Soy mucho mejor que vos

El reino de lo posible

La Competencia Internacional entra en su recta final, con solo tres de las veinte películas pendientes de estreno. No hay candidatas definidas y el nivel es parejo. Se ha visto un poco de todo, incluyendo una película animada, Anina que forma parte del BAFICITO, una clásica sección de cine infantil que por primera vez aporta un título a la competencia mayor. El cine independiente norteamericano mostró dos buenas películas, Exit Elena y I used to be darker, que adhieren a cierta obsesión de ese cine por mostrar con ironía familias disfuncionales, pero también muestran un sólido manejo del relato clásico, buenas actuaciones y emociones genuinas. A ese par bien podría haberse sumado la más arriesgada Starlet, pero se exhibe fuera de competencia por haber participado ya en el Festival de Mar del Plata.

De Chile pudo verse Soy mucho mejor que vos, de Che Sandoval, la más divertida de las participantes hasta ahora, a fuerza de buenos chistes y un personaje protagónico cuyo machismo irritante se ve permanente erosionado por su penoso deambular por la noche de Santiago. Ya se ha dicho pero es bueno insistir, el cine chileno goza de muy buena salud.

La francesa Les coquillettes (el título alude a un tipo de fideos), también se convirtió en una de las más graciosas apelando a la fórmula de cine dentro del cine, más específicamente a todo lo que se vive en un festival de cine, ya que su protagonista viaja a Locarno para presentar allí su trabajo. Una colección de diálogos filosos y personajes neuróticos que recuerdan a Woody Allen o a su más reciente versión francesa, la Julie Delpy de Dos días en París.

Santiago Mitre, director de El estudiante, presentó fuera de competencia su última película, Los posibles, una propuesta inusual de llevar a la pantalla el espectáculo de danza de Juan Onofri Barbato, alejándose de cualquier intento de registro clásico. El resultado es una experiencia hipnótica.

Por Fernando Herrera para el Diario La Capital